Las causas del color de ojos anormal en los gatos

Antes de que podamos determinar las razones detrás del color de ojos anormal en los gatos, primero debemos establecer y comprender qué se considera normal. Que se sepa que la gran mayoría de los gatitos nacen con ojos azules, que normalmente adquieren un color específico cuando llegan a los 3 meses de edad. Los ojos de los gatos maduros toman su tono de la cantidad de células pigmentarias en el iris, conocidas como melanocitos, que están presentes durante los procesos de crecimiento y desarrollo. Los ojos de gato que se presentan con colores extraños, colores diferentes, patrones extraños o aquellos que cambian de color repentinamente durante la edad adulta pueden indicar problemas de salud graves.

Tutorial de ojo de gato

¿De qué color son los ojos de gato? La regla general para la genética del color de ojos de gato es que cuantos menos melanocitos tenga un gato, más claro será el tono del color de ojos, y cuanto más haya, más oscuros y profundos serán. Desde colores que denotan la menor cantidad de células de pigmento hasta la mayoría, y que permiten variaciones y tonos, la gama básica de colores es algo como esto:

  • Azul
  • Verde
  • Amarillo
  • Cobre

Por su parte, 'azul' es un nombre inapropiado. Los gatos con ojos azules tienen muy poco o ningún pigmento. Lo que nos parece azul es simplemente un reflejo de las partes transparentes de los ojos de un gato. Un fenómeno similar ocurre cuando miramos un panel de vidrio desde un borde. No existe un vínculo inherente entre la coloración de los ojos de un gato y la salud o la vida útil, y ninguno de los colores de la gama estándar, desde el avellana hasta el dorado y el ámbar, se considera particularmente inusual. Ahora dirijamos nuestra atención a por qué el color de los ojos de gato puede cambiar o parecer inconsistente.

Heterochromia iridum o gatos de ojos extraños

Si bien es interesante y estéticamente intrigante, los gatos con ojos de diferentes colores no son inusuales. ¿Qué causa la heterocromía en los gatos? La respuesta es genética y está relacionada con el gen de las manchas blancas, que está asociado con el color del pelaje. Debido a que cualquier gato puede ser portador de este gen, no existe una raza específica o un color de pelaje de gato que esté necesariamente asociado con ojos extraños.

Así como hay una gama de colores de ojos de gato, también hay algunas variedades de gatos de ojos extraños. Con el que estamos más familiarizados es con la heterocromía completa, una condición en la que un ojo tiene más melanocitos que el otro, lo que lleva a un gato maduro cuyos ojos son cada uno de un color sólido diferente.

Tipos de heterocromía parcial

Hay dos tipos de heterocromía parcial en gatos, una condición en la que uno o ambos iris de un gato contienen dos colores distintos. Estos son:



  • Heterocromía central:El área del iris más cercana a la pupila está rodeada por un color, y el resto del iris es de un color diferente o de un tono notablemente diferente.
  • Heterocromía sectorial:Hay una mancha o sección del iris que tiene un color diferente al resto. La sección puede ser amorfa o tener la forma de una rebanada de pizza o un trozo de tarta.

En los gatos, la heterocromía o los ojos extraños pueden parecer anormales, pero generalmente no son motivo de preocupación específica. Si bien la sabiduría popular ha sugerido durante mucho tiempo que los gatos con ojos azules o los gatos con un ojo azul también son sordos, no es una generalización válida en la práctica. Existe una mayor incidencia reportada de gatos de pelo blanco y ojos azules que tienen o desarrollan problemas de audición, y los gatos de ojos extraños tienen una tasa similarmente más alta de problemas de audición que otros, pero ni los ojos azules ni la heterocromía significan necesariamente que las orejas de un gato están en riesgo.

Uveítis

El color de ojos maduro de un gato tiende a desarrollarse y estabilizarse durante los primeros 3 meses de vida. Algunos gatos ciertamente desarrollan ojos de diferentes colores, mientras que otros pueden tener un ojo presente con dos colores distintos. Cambiar el color de los ojos como un gato adulto o maduro, por otro lado, no solo es anormal, sino que también puede ser un signo de problemas de salud peligrosos. La úvea, la parte del ojo que contiene el pigmento, es la fuente del primero de estos. La uveítis, o inflamación de la úvea, puede hacer que el color de los ojos de un gato cambie de manera significativa y repentina.

La uveítis en los gatos rara vez es un problema en sí mismo; tiende a ser un síntoma de otras afecciones, todas las cuales requieren atención y tratamiento veterinario. Los ojos de un gato con uveítis pueden cambiar de color abruptamente, nublarse o enrojecerse por la irritación. Las posibles causas de este cambio anormal en el color de los ojos incluyen, entre otras:

  • Trauma físico:Una herida directa en el ojo puede irritar la úvea.
  • Infección:La fuente puede ser un agente, como una bacteria, un hongo, un virus o un parásito.
  • Sistémico:Podría estar relacionado con una falla en un sistema corporal más grande, incluida la diabetes y problemas de presión arterial.
  • Autoinmune:Podría estar relacionado con el virus de inmunodeficiencia felina o VIF.
  • Cáncer:Podría indicar cáncer, especialmente melanoma ocular difuso y linfoma

La forma en que se trata y se resuelve la uveítis de un gato depende de cuál de estos problemas mayores sea la causa. El cambio de color de ojos tampoco es siempre el síntoma más obvio. Un gato puede comenzar a parpadear rápidamente, patear repetidamente el ojo o los ojos afectados, o caminar con un ojo cerrado. La uveítis es contagiosa solo si la causa raíz en sí es una enfermedad transmisible.

Glaucoma en gatos

Anteriormente, establecimos la gama de colores de ojos estándar. En ninguna parte de ellos encontramos el blanco, que ciertamente es un color de ojos anormal en los gatos. En circunstancias normales, la sangre y otros fluidos circulan por los ojos de su gato. Cuando estos líquidos se bloquean o se impide que fluyan normalmente, la presión intraocular comienza a acumularse. Esta es una explicación muy básica del glaucoma en gatos. Este trastorno puede afectar no solo la visión de un gato, sino también su estado de ánimo, temperamento, actividad y apetito. El síntoma clásico del glaucoma es el color de ojos blanco, turbio o lechoso. Como era de esperar, el glaucoma también es una causa potencial de uveítis.

¿Cambio repentino en el color de los ojos? ¡Llama a un veterinario!

Es una obviedad que los ojos son las ventanas del alma, pero todos sabemos que los gatos son criaturas inescrutables incluso en el mejor de los tiempos. Mi gato solo me mira realmente cuando quiere que lo alimenten o lo acicalen. A diferencia de los humanos, el crecimiento físico y la maduración de un gato tienden a ir acompañados de un cambio en el color de sus ojos. Algunos estándares de razas de gatos insisten en un color de ojos específico; por ejemplo, un azul ruso debe tener ojos verdes, mientras que los de un siamés deben ser azules. Si su gato ha crecido completamente y el color de sus ojos cambia repentinamente o sin previo aviso, puede ser un signo de un problema de salud grave. Comuníquese con su veterinario inmediatamente.

Sobre el Autor:Melvin Peña se formó como erudito y profesor de literatura británica del siglo XVIII antes de dedicar sus habilidades de investigación y escritura a cachorros y gatitos. Le gusta hacer arte, hacer caminatas y asistir a conciertos, así como deslumbrar a las multitudes con actuaciones de karaoke de ópera. Tiene una mezcla de Bluetick Coonhound hembra de un año llamada Idris, y su vida en línea está convenientemente encapsulada aquí.